¿Cómo preparar las visitas con el oncólogo durante el proceso del cáncer?

¿Cómo preparar las visitas con el oncólogo durante el proceso de lucha contra el cáncer?

¿Cómo preparar las visitas con el oncólogo durante el proceso del cáncer?

Cuando el médico diagnostica un cáncer es un golpe muy duro tanto para el paciente como para todas aquellas personas que están a su alrededor. Es un momento de desconcierto y miedo absoluto, donde cualquier situación se puede hacer una montaña y el apoyo de los familiares es indispensable. Por eso, es muy recomendable que los seres más allegados al paciente se involucren en el proceso, desde el primer momento y juntos puedan llevar el proceso de lucha contra el cáncer de la mejor manera posible.  

En un tratamiento de cáncer las visitas al médico son habituales y aunque se esté más acostumbrado, los nervios y desconcierto, aparecen cada vez que toca ir. Son visitas que no se vuelven más fáciles con el paso del tiempo y a las que es importante ir preparado para estar informado sobre la enfermedad y que sean útiles, para gestionar correctamente la salud mental del paciente y de los seres queridos.

En este post, además de ayudar al paciente a preparar la visita con el oncólogo, queremos empoderar al familiar a que sea una figura de apoyo para prevenir en la medida de lo posible, el malestar psicológico. Es importante que el familiar también cuide su salud mental y así, ser un mayor apoyo para el paciente.

 

Recomendaciones para afrontar las visitas con el oncólogo

Hay muchos tipos de visitas al oncólogo, aunque las más temidas son aquellas en las que se reciben resultados de una prueba o informan sobre cómo está evolucionando el tratamiento. Estas visitas son las que más se deben preparar.

A continuación, te proponemos una serie de recomendaciones que pueden ser de utilidad tanto para el paciente como para los familiares. Será necesario adaptarlos a las necesidades y al punto de la enfermedad en el que se encuentre cada uno:

  • Comparte con tus seres queridos las preocupaciones respecto al tratamiento de cáncer

Unos días antes de la visita con el médico es importante hablar con tus seres queridos sobre las preocupaciones que tenéis todos y apuntar en un papel todas las dudas que surjan. Esta conversación se debe instaurar como un momento de paz y tranquilidad, evitando que nada interfiera durante ese rato. También es importante ser sinceros y hablar abiertamente para no quedarse con dudas.

  • Llevad la lista de las dudas al médico para no olvidar nada

Muchas veces hacemos una lista mental de las preguntas que queremos hacer, pero cuando llega el momento de estar con el médico, por los nervios y la cantidad de información, se nos puede olvidar algo. Es importante apuntarlo todo en una lista y llevar una foto en el móvil, para evitar dejarnos el papel olvidado en casa.

  • Cogeos el día libre y dedicaos un momento de confort

Aunque a veces es difícil cogerse el día libre cuando uno quiere, en el caso de las visitas más importantes o las que más miedo generan, es muy recomendable poder cogerse el día libre y salir con tiempo a la visita, evitando imprevistos. Además, es importante dedicarse un tiempo de relax y confort después de la visita para canalizar toda la información que nos hayan dado.

  • Comentad como ha ido la visita y como os habéis sentido

Después de la visita no es recomendable ir a casa o al trabajo de inmediato, es necesario tomarse un tiempo para asimilar toda la información y comentar como nos hemos sentido, que hemos entendido y resolver las posibles dudas que tengamos.

  • Decidid y tened claros los pasos a seguir

Tomar decisiones y establecer los siguientes pasos, no siempre va a ser fácil. Hay decisiones que no queremos aceptar y, por tanto, van a costarnos más. Es importante apoyarnos en nuestros seres queridos y de forma conjunta avanzar en el proceso.

Es importante también saber si algún familiar o el propio paciente, no quiere conocer alguna información respecto a la situación de la enfermedad. En caso de que esto ocurra, es importante explicárselo al médico, muy acostumbrado a estas situaciones, y que sepa a quién debe transmitir la información.

 

Cada proceso de lucha contra el cáncer es diferente y se tienen distintas necesidades. Hay que conocer las recomendaciones y adaptarlas a la situación de cada uno. Al final, siempre se crean rutinas y rituales que mejor se adaptan a cada persona. Recuerda siempre actuar como sientas e intenta buscar la tranquilidad y comodidad en todo momento.

 

Fuente: Mejorsincancer.org
MatchTrial
info@matchtrial.health

Unimos personas y ciencia porque compartir es avanzar.

Sin comentarios

Deja un comentario

¿Quieres acceder a los ensayos clínicos oncológicos?

Descarga ya la App disponible en iOS y Android